PROVERBIOS POPULARES

Proverbios o Dichos Populares Refranes De Uso Diario

>Inicio >El Poder De Las Palabras

Proverbios o Dichos Populares Refranes De Uso Diario

 

 

 

 

Lenguas

Latín

Eslavas

Románicas

Esperanto Siglas Argentinas

Expresiones Con Dios

Expresiones en Latín

PROVERBIOS: Los proverbios son sentencias generalmente cortas y claras que definen determinadas situaciones o dilemas. Surgen de la experiencia y la observación y hay quienes han llamado a los proverbios “la filosofía de la gente común”. Trozos de sabiduría popular trasmitidos de generación en generación. Para el Quijote, los proverbios eran “sentencias cortas extraídas de experiencia larga"

Algunas veces son derivaciones de frases de científicos o poetas reconvertidas por la gente y muchos se originan en la Biblia, luego también adaptados a los gustos populares.

El dramaturgo español Lope de Vega Carpio (1562-1635) en La Dorotea introdujo más de un centenar de proverbios, parodiando la moda popular por los dichos y sentencias. Desiderio Erasmo (1466-1536), humanista holandés que estudió los problemas sociales de su tiempo con espíritu enciclopédico e ideales éticos, tuvo una enorme influencia en su época. Pero además de su colosal tarea, dedicaba unas horas al final del día a reunir y coleccionar proverbios en obras que tituló (Collocquia y Adagia, donde logró acumular 3.260 adagios.

Según muchos especialistas, nunca podrá dominarse un idioma extranjero si no se manejan sus dichos, adagios, aforismos y proverbios, muchos de los cuales pertenecen a otras épocas, otros siguen teniendo el mismo valor, otros se oponen entre sí, muchos no tienen equivalente literal y sólo pueden traducirse por aproximación, pero todos componen el fermento indispensable para conocer al pueblo cuyo idioma uno trata de aprender.

Los propios traductores de las Naciones Unidas deben realizar permanentes ejercicios de entrenamiento para ingresar en el dominio intelectual de los proverbios que los asambleístas suelen usar en apoyo de sus ponencias y en todos los casos apelando a los dichos con raíces en su propia cultura. Los intérpretes traducen literalmente cuando el caso es factible u ofrecen un equivalente cuyas palabras son totalmente distintas, pero el objetivo perseguido es el mismo.

Muchas de las sentencias conocidas suelen tener su contraparte, su opuesto, quizá por las diversas experiencias que las gestaron. El término “proverbio” es la traducción del hebreo meshalim que tiene un significado muy amplio ya que además de ser un dicho o adagio, es un género literario que comprende poemas religiosos y morales, oráculos, epigramas, alegorías, sátiras, enigmas, parábolas, sentencias populares, muchas veces con elementos comparativos. En latín es proverbium y en español suele en casos definirse como la superstición que consiste en creer que ciertas palabras o expresiones pueden ser oráculos que anuncian dichas o desgracias.

El Libro de los Proverbios del Viejo Testamento reúne colecciones de sentencias y máximas, casi todas adjudicadas a Salomón, hijo de David, rey de Israel, porque siempre fue considerado el “rey sabio”. En el libro Reyes se comenta que Salomón habría pronunciado tres mil máximas. La mayoría de los Proverbios son aforismos cortos, agudos, que encierran una lección o verdad apreciable y aprovechable.

Los primeros de los Proverbios (1-5) dicen:

“Para conocer la sabiduría y la instrucción, para entender las palabras profundas, para obtener una instrucción esmerada —justicia, equidad y rectitud— para dar perspicacia a los incautos y al joven, ciencia y reflexión; para entender los proverbios y las sentencias agudas, las palabras de los sabios y sus enigmas: que escuche el sabio y acrecentará su saber y el inteligente adquirirá el arte de dirigir”.

Algunos proverbios son paradigmáticos:

“Bebe el agua de tu cisterna y la que fluye de tu propio pozo. Que tus fuentes no se dispersen hacia fuera ni tus corrientes de agua, por las calles”. (La fidelidad). “El corazón del hombre se fija un trayecto, pero el Señor asegura sus pasos (Antecedente de “El hombre propone y Dios dispone”).

El último Proverbio (31:10-31) o broche de oro a este libro sapiencial está dedicado a la mujer ideal y se llama Poema alfabético-Elogio a la buena ama de casa y cada verso está marcado con las letras del alfabeto hebreo a partir de la primera aleph, antecedente de nuestra A.  

• Aleph: Una buena ama de casa, es mucho más valiosa que las perlas.

• Beth: El corazón de su marido confía en ella.

• Guhímel: Ella hace el bien y nunca el mal, todos los días de su vida.

• Dáleth: Se procura la lana y el lino y trabaja de buena gana con sus manos

• He: Es como los barcos mercantes: trae sus provisiones desde lejos.

• Vau: Se levanta cuando aún es de noche, distribuye la comida a su familia,

• Záin: Tiene en vista un campo, lo adquiere y con el fruto de sus manos plata una viña

•Jeth: Ciñe vigorosamente su cintura y fortalece sus brazos para el trabajo,

• Teth: Su lámpara no se apaga de noche.

• Yod: Aplica sus manos a la rueca.

• Caf Abre sus manos al desvalido y tiende sus brazos al indigente.

• Lamed: No teme por su casa cuando nieva porque toda su familia está arropada.

• Mem: Ella misma hace sus mantas y sus vestidos son de lino fino y púrpura,

• Nun: Su marido es respetado en la puerta de la ciudad.

• Sámech: Confecciona telas finas y las vende.

• Jjain: Está revestida de fortaleza y dignidad y afronta confiada el porvenir.

• Fi: Abre su boca con sabiduría y hay en sus labios enseñanza fiel.

• Tsade: Vigila la marcha de la casa.

• Kof: Sus hijos se levantan y la felicitan. Su marido la elogia.

• Resch: Muchas mujeres han dado pruebas de entereza.

• Shin: Engañoso es el encanto y yana la hermosura: la mujer que teme al Señor merece ser alabada.

• Thau: Entréguenle el fruto de sus manos y que sus obras la alaben públicamente.

PROVERBIOS CONOCIDOS EN TODO EL MUNDO: En distintos idiomas y con variaciones, ésta es una lista parcial de algunos de los proverbios, dichos, sentencias más populares, muchos de los cuales tienen profundas raíces en la historia:

Abracadabra, pata de cabra: Invocación mágica para los niños. Pase mágico verbal. Abracadabra es una palabra cabalística que se escribía en once renglones con una letra menos en cada uno. Así formaban un triángulo de letras que se suponía que tenía poderes mágicos.

• Abre el ojo, que asan carne: Estar atento a la ocasión cuando se presenta.

Adelante con los faroles: Cuando se anima a alguien a perseverar.

• A dineros dados, brazos quebrados: Si se paga adelantado, quien recibe pierde estímulo.

A dos días buenos, cientos de duelo: Son más los días de pesar que de alegría,

• A gran estatua, gran base: Se debe conceder a cada cosa su importancia.

A la bartóla: Expresión familiar que indica hacer algo sin cuidado, desprolijamente. Puede usarse con echarse, tumbarse y dejarse. De Bartolo, hipocorístico de Bartolomé, o sea, forma infantil, cariñosa de abreviar o modificar los nombres de las personas.

• A la fuerza ahorcan: Verse obligado a hacer algo contra su voluntad.

A la ocasión la pintan calva: Es difícil aprovechar las oportunidades, quizá porque otro refrán español dice: “A la ocasión hay que tomarla por los pelos o por el copete o por la melena

• Algún día será Pascua: Ya vendrán tiempos mejores.

Al que madruga, Dios lo ayuda: Su opuesto: “No por mucho madrugar amanece más temprano”. Y otro que arrima lo suyo: “Quien tarde se levanta, todo el día trota”.

• Alzar los ojos al cielo: Implorar a Dios.

Amor con amor se paga.

• Andar con pies de plomo: Con cautela y prudencia.

•  A ojo de buen cubero: A puro Cálculo, sin medida, a bulto.

•  A río revuelto, ganancia de pescadores: Algunos aprovechan la oportunidad en el  desorden.

Arrimarse al sol que más calienta: Servir y adular al poderoso.

• A Seguro lo llevaron preso: Cualquier precaución puede ser insuficiente suele decir seguro por asociación con el apellido.

Aunque se lo digan frailes descalzos: Expresión que se usa para indicar a persona que no cree en nada.

• Cantar victoria: Jactarse antes del triunfo.

Codo a codo: Juntas, unidas, ayudándose.

• Comer para vivir y no vivir para comer: Varios autores atribuyen la frase Sócrates al recibir una invitación del Rey para que dejara Atenas, se pusiera al  servicio y viviera en la corte entre delicias y manjares. Sócrates rechazó la oferta diciendo que en Atenas la comida era barata y el agua gratis, con lo que sus necesidades estaban cubiertas.

Comerán el polvo de la derrota: Viejo Testamento. Salmos (72:9).

• Comerse los codos: Gran necesidad o miseria.

Como de lo vivo a lo pintado: Hay gran diferencia entre una cosa y otra.

• Como el corcho sobre el agua: Flotando, dejándose llevar por la corriente.

•  Compara lo que quieres con lo que tienes: serás infeliz.

•  Compara lo que mereces con lo que tienes: serás feliz.

Con amigos así, quién necesita enemigos: Originado en una muy vieja historia griega que relata la odisea de un ciervo que, sintiéndose enfermo, se recostó sobre un rincón de su prado. Los otros ciervos que andaban por los alrededores, al verlo así, comenzaron a morder el pasto, arrancarlo y acercárselo. Así por varios días. Cuando lo vieron mejor, los ciervos ayudantes se marcharon. El ciervo enfermo, cuando se pudo parar, advirtió con horror que no quedaba ni una hebra de pasto y que el que le habían acercado ya estaba seco.

Otra versión relata que dos amigos iban caminando por el bosque cuando se les cruzó un enorme oso amenazante. Uno de los amigos se trepó a un árbol y se escondió entre las ramas. El otro no tuvo tiempo y se dejó caer exánime pretendiendo hacerle creer al oso que estaba muerto. El oso se le acercó, lo olfateé, pero se marchó. El amigo del árbol bajó y le preguntó qué le había susurrado el oso al oído cuando estaba en el suelo. El caído se incorporé y le contestó la frase ahora histórica.

Con la vara que midas, serás medido: Del Evangelio, según como trates serás tratado.

• Conocimiento es poder: Dicho de Francis Bacón (1561-1626), filósofo y estadista inglés.

Con pies de plomo: Andar con cuidado y precaución.

• Contra viento y marea: Luchando contra las adversidades.

Cuando los genios señalan la Luna los necios miran el dedo.

Cuando tengas tu mano en la boca del perro, sácala lentamente: metido en el problema huir lentamente.

Cuidado no  pises el sapo: Se usa para el que no se atreve a encarar algo por o miedo o temor al fracaso o mal resultado.

• Dad al César lo que es del César, y a Dios lo que es de Dios: Palabras de Jesús en el Evangelio según San Mateo (22:21).

Dar una en el clavo y ciento en la herradura: Acertar de vez en cuando y por casualidad. Equivocarse a menudo.

Dejarlo  con un palmo de narices: Sorprender con algo inesperado.

De larga data: De antiguo y remoto.

• De tal palo, tal astilla: De tal padre, tal hijo. En el libro de Ezequiel (16:44)

Descubrir el Mediterráneo: Dar como novedad algo que era muy conocido.

• Dime con quién andas y te diré quién eres.

Desgraciado en el juego, afortunado en amores: Consuelo para los que pierden en el juego.

• Dios salve al rey: Viejo Testamento. Libro de 1 Samuel (10:24).

Divide y reinarás: Aforismo latino anónimo que fue usado por Nicolás Maquiavelo (Niccoló Machiavelli 1469-1527), político e historiador italiano, autor del célebre El príncipe.

• Doblar el codo: Pasar cierta edad, haber hecho gran parte del trayecto. Figura del turf que indica el momento en que los caballos entran en la recta final.

Donde el diablo perdió el poncho: Muy lejos.

• Donde hay vida hay esperanza: Del latín dum spiro spero.

Donde hubo fuego, cenizas quedan.

• ¿Dónde va Vicente? Donde va la gente: Falta de iniciativa, el que sigue a los demás o a la mayoría.

Dos es compañía; tres, multitud.

• Duro de cocer y peor de comer: Avieso, maligno.

Echar fuego por los ojos: Manifestar enojo, ira.

• Echarlo todo a rodar: Desbaratar, echar a perder un negocio.

Echar sapos y culebras: Decir desatinos. Proferir insultos y blasfemias.

• Echar un velo: Tapar, disimula, omitir. Pero “Quitar o correr el velo” es todo lo contrario: develar, manifestar, descubrir.

El arte perturba. La ciencia asegura: Georges Braque (1882-1963), pintor francés.

• El amor es ciego.

El camino al infierno está pavimentado de buenas intenciones.

• El diablo sea sordo: Deseo de que algo malo no suceda.

El día menos pensado: En cualquier momento, cuando no lo esperen.

• El hombre propone y Dios dispone: En Proverbios (16:33): “El corazón del hombre se fija un trayecto, pero de Yahvé depende toda decisión”.

Fuente Consultada: diccionario Insólito 2 de  Luis Melnik

Biografías - Todo Argentina - Maravillas del Mundo - Historia Universal - Juegos Pasatiempo

Sonico Meneame

Si te gusta esta página, votá!

(+) Tips o Sugerencias Sedna

 Autor del Diseño, Mantenimiento y Armado Usando Las Fuentes Consultadas