SALUD INFANTIL MUNDIAL

NIÑEZ, ADOLESCENCIA Y SALUD MUNDIAL

>Inicio >Menú Salud y Medicina

NIÑEZ, ADOLESCENCIA Y LA SALUD MUNDIAL
 

 

 

 


Esclavitud

Fin de la Esclavitud

Prostitución Infantil

Los Emiratos Árabes

Salud Infantil Mundial


"Cada año mueren más de tres millones de menores de cinco años por causas y afecciones relacionadas con el medio ambiente. El medio ambiente es, pues, uno de los factores que influyen de forma más decisiva en el tributo mundial de diez millones de defunciones infantiles anuales, y uno muy importante para la salud y el bienestar de las madres. Sólo la toma de conciencia de los gobiernos, la aplicación de acciones concretas en el campo de la educación preventiva y de la Medicina asistencial lograrán bajar estas estadísticas para lograr el mayor de los objetivos: la sonrisa saludable de un niño o de un adolescente".(O.M.S)

En la clasificación Internacional de Enfermedades y bajo el código Z59.5 se menciona la pobreza extrema como causa primera de enfermedad y muerte en todo el mundo. En la niñez. La pobreza es el motivo de que miles de niños no reciban sus respectivas vacunas y de que millones de personas no tengan agua potable ni saneamiento ambiental.

Cada año mueren alrededor de 12 millones de niños menores de cinco años, la mayoría por causas que podrían prevenirse; en el tiempo que se tarda en leer este párrafo, en alguna parte del mundo ha muerto un niño.

Como para comprender el alcance de las desigualdades entre los países en vías de desarrollo y los desarrollados, baste decir que los pasajeros que vuelan desde el Japón hasta Uganda dejan el país que posee la expectativa de vida más alta del mundo, 79 años, y aterrizan en otro que tiene la más baja, con apenas 42 años.

No menos alarmantes son las cifras que hablan de la mortalidad infantil neonatal (defunciones de niños menores de un año), que oscila de 4 a 160 por cada 1.000 nacidos vivos, en especial cuando es la desnutrición una de sus principales causas; se estima que la carencia de micronutrientes afecta al 30% de la población mundial infantil que en 1990 no alcanzaba el peso o no mostraba una estatura acorde con su edad. No obstante, la acción de la OMS ha logrado reducir en 1,3 millones (respecto de 1985) el número de muertes de niños a causa de enfermedades que pueden prevenirse con la vacunación.

Las enfermedades diarreicas asociadas a problemas de agua potable, insuficiencia de saneamiento ambiental y a las prácticas inadecuadas de manipulación higiénica de los alimentos son causa de otros 3 millones de muertes anuales, una cada 10 segundos, de menores de cinco años en el mundo en vías de desarrollo, lo que muestra la fatal sinergia entre la pobreza y la ignorancia.

 

Principales causas de mortalidad de menores de cinco años relacionadas con el medio ambiente

  • La diarrea causa la muerte de unos 1,6 millones de niños por año, principalmente debido al agua contaminada y a un saneamiento deficiente.

  • La contaminación del aire en locales cerrados asociada a la utilización todavía generalizada de combustibles de biomasa causa la muerte de casi un millón de niños al año, principalmente por infecciones respiratorias agudas. Las madres, que se encargan de cocinar o permanecen próximas al fogón después de haber dado a luz, son quienes corren más riesgo de enfermedades respiratorias crónicas.

  • El paludismo, cuya amenaza se puede exacerbar como consecuencia de un manejo y un almacenamiento deficientes del agua, viviendas inadecuadas, deforestación y pérdida de biodiversidad, causa la muerte de aproximadamente un millón de menores de cinco años, principalmente en África.

  • Los traumatismos físicos no intencionales, que pueden estar relacionados con riesgos ambientales presentes en el hogar o la comunidad, causan la muerte de casi 300 000 niños por año; de ese total, 60 000 defunciones se atribuyen a ahogamiento, 40 000 a incendios, 16 000 a caídas, 16 000 a intoxicaciones, 50 000 a incidentes de tránsito y más de 100 000 a otros traumatismos no intencionales.

 


En la adolescencia. En el mundo existen alrededor de 2.300 millones de personas que representan más o menos a un 40% de la población mundial de menores de 20 años. Aunque los adolescentes y los adultos jóvenes se encuentran en buen estado de salud, son una franja vulnerable y de riesgo para la acción de las enfermedades sociales tales como la tuberculosis, las enfermedades de transmisión sexual (ETS) y el sida.

Las tasas más altas de ETS notificadas se aprecian en la franja que va de los 15 a los 24 años, afectando mucho más a los varones que a las mujeres, y en la mayoría de los casos se observa falta de conocimientos respecto del propio cuerpo y de los medios para protegerse frente a embarazos no deseados y a las enfermedades mencionadas; al mismo tiempo el sida afecta seriamente a la juventud, ya que el 60% de las infecciones en mujeres se observa antes de los 20 años.


La escolaridad colabora con la salud de los adolescentes, y la OMS afirma que el pizarrón y la tiza pueden ser tan eficaces para protegerla como los antibióticos y los anticonceptivos. Otros riesgos para la salud de los adolescentes se encuentran en el tabaco, el alcohol y las drogas, que se convierten en fuentes de deterioro progresivo, el cual genera gran preocupación en las autoridades sanitarias del mundo.

Fuente Consultada:
Educación Para La Salud Santillana Polimodal y Wikipedia

Biografías - Todo Argentina - Maravillas del Mundo - Historia Universal - Juegos Pasatiempo

Sonico Meneame

Si te gusta esta página, votá!

(+) Tips o Sugerencias Sedna

 Autor del Diseño, Mantenimiento y Armado Usando Las Fuentes Consultadas