SEXTO SENTIDO ANIMAL

Enfermedades
Infecciosas

SEXTO SENTIDO ANIMAL

SEÑALES EN EL CAMINO DE LA HUMANIDAD

>Inicio >Menú Curiosos >Preguntas Curiosas

La Microbiología

 

 

 

 

Vida de las Hormigas

Vida de las Moscas

Vida de las Abejas Los Mosquitos y el Dengue Vida de las Cigarras

La Arañas

El Hornero

Los pasados y desafortunados hechos ocurridos en eL sur del continente asiático han puesto de manifiesto, una vez más, la posible existencia de un sentido especial en Los animales llamado “ultra sentido” o “sexto sentido” que Les hace predecir con bastante anticipación catástrofes naturales. Su vinculo con La naturaleza es mucho más estrecho, antiguo y firme que eL del ser humano. Las investigaciones acerca de cómo se desarrolla este ultra sentido podrían ser muy fructíferas para nuestra preservación.

El 26 de diciembre del 2004, olas gigantescas conocidas como tsunamis, provocadas por un maremoto cuyo epicentro se situó a pocos kilómetros al norte de la isla de Sumatra, arrasó casi por completo las costas de Indonesia, India, Tailandia y Sri Lanka entre otros Lugares. Sólo una semana después de la catástrofe, las victimas rondaban alrededor de Los 250.000, la dantesca imagen de los cadáveres flotando y apiñados por todas partes dejaban sin palabras al mundo entero. Las epidemias amenazaban con producirse de inmediato. Sin embargo, desconcertaba el hecho que no se encontrara en ninguna arte un solo cadáver de los animales del lugar.

¿Cómo hicieron para escapar?
Su mayor capacidad sensorial los hace reaccionar antes. Pero, una cosa es la capacidad de percibir Los cambios y otra, la capacidad de reaccionar frente a esos cambios. Frente a una ola, las aves tienen la capacidad de volar y alejarse, pero hay animales terrestres que no siempre saben escapar y quedar a salvo. “Los que más sufren son los perros, gatos y animales domésticos en general. Ellos saben que tienen que escapar, pero no saben bien hacia dónde”, dice Sebastián Celis, médico veterinario especialista en animales exóticos del hospital SOS del Buin-Zoo. Además, los animales son muy sensibles ante cualquier cambio y se ponen mas irascibles.

Esto lo afirma, también, el destacado doctor Ricardo León, del Zoológico Metropolitano, el cual manifiesta que “los monos se ponen a gritar como condenados, saltan de un lado para otro y las aves empiezan a volar dentro del recinto. Después viene un movimiento telúrico. Esto, con una anticipación que puede ser incluso de tres a cuatro minutos”. Los expertos en animales señalan que los sentidos más desarrollados de estas criaturas -el oído y el olfato- los hacen más reactivos, que a los seres humanos, a los cambios del medio ambiente. Pero aún no se puede explicar con exactitud, cómo los animales pudieron predecir, sólo con sus 5 sentidos, y con más de 10 minutos de anterioridad, la llegada del tsunami. Lo que si es posible afirmar es que los animales confían en sus sentidos porque están acostumbrados a guiarse por el olfato y la audición para evitar el peligro. En cambio, el hombre debe utilizar su inteligencia para construir artefacto5 tecnológicos que “reemplacen” sus sentidos, menos desarrollados que en los animales, y que les adviertan de las posibles catástrofes que puedan suceder.

Historia del tsunami: relatos sobre animales
En Khaolak, la costa Andaman tailandesa, 50 millas al norte de Phuket, una docena de elefantes que hacían paseos para turistas, comenzaron a agitarse y a bramar, horas antes de que llegara el tsunami. Esto ocurrió casi a la misma hora en que el terremoto submarino tuvo lugar frente a las costas de Sumatra. Justo antes de que el tsunami golpeara, Los elefantes huyeron hacia tierras más altas —algunos de ellos escapando de sus grilletes- llevándose consigo a cuatro turistas japoneses muy sorprendidos, pero afortunados. Un oficial del Parque Nacional Khaolak, comentó que ellos no habían encontrado ningún animal muerto en el parque —todos los animales habían huido a las colinas y ninguno pereció a causa del tsunami, en o alrededor del lugar.

De forma similar, los oficiales de fauna del Parque Nacional Yala, en el sudeste de Sri Lanka, reportaron que, a pesar de que el tsunami había golpeado la costa que bordea al parque, sus poblaciones de animales —tigres, elefantes, búfalos y monos entre otros— habían escapado ilesos. En el refugio de Point Calimere, en la costa sur de la India, bandadas de flamingos que deberían haber estado reproduciéndose a esa altura del año, huyeron de sus habituales campos de crianza, hacia bosques más seguros en el interior.

Los pescadores del área malaya de Kuala Muda, afectada por el tsunami, han reportado un gran número de delfines nadando muy cerca de la costa —como a 200 metros- dos días antes del tsunami. Los mamíferos marinos estaban saltando en el aire y moviendo bruscamente sus colas, como si trataran de captar la atención de los pescadores. Curiosamente, esos mismos pescadores reportaron haber acarreado cerca de 20 veces su pesca habitual, durante los 3 días anteriores a la llegada del tsunami. Se presupone que los peces habían huido del epicentro del terremoto submarino, que luego pudo generar el tsunami.

Fugas increíbles a Lo Largo de La historia
El historiador griego Diodoro registró un éxodo de criaturas, solamente dos días antes del terremoto que destruyó la ciudad griega de Hélice, en el año 383 a.C. Los testigos reportaron una evacuación masiva de ratas, víboras, comadrejas, milpiés y lombrices de la ciudad.

Del mismo modo, en 1755, el filósofo alemán Emmanuel Kant observó, durante el gran terremoto de Lisboa, que ocho días antes de que el desastre golpeara a la ciudad portuguesa, una multitud de lombrices habían sido vistas cuando salían impulsadas de abajo de la tierra cerca de Cádiz
en el sur de España.

Durante la Segunda Guerra Mundial.
muchas familias en Gran Bretaña Alemania confiaban en el comportamiento de sus mascotas para alertarlos de las redadas aéreas que se aproximaban, incluso antes de que los avisos oficiales fueran dados. Estas advertencias ocurrían cuando los aviones enemigos estaban todavía a cientos de millas, mucho antes de que los animales pudieran haberlos oído aproximarse. Incluso algunos perros anticiparon en Londres la explosión de los cohetes alemanes V-2. Estos misiles eran supersónicos y por consiguiente no podían haber sido oídos con tanta anticipación.

El 25 de junio de 1966, Los residentes de Parkfield, California, fueron conmocionados por una invasión de serpientes de cascabel y se preguntaban por qué los reptiles habían huido de sus lomas secas y cubiertas de pastos. La respuesta llegó dos días más tarde, cuando el área fue golpeada por un terremoto. La noche anterior al terremoto de Sylmar el 9 de febrero de 1971, varias patrullas de policía independiente reportaron enormes cantidades de ratas correteando por las calles de San Fernando, California. La policía también recibió muchas quejas sobre perros ladrando y aullando incesantemente por varias horas, antes del temblor de Las 6:01 a.m.

En China, antes de que un temblor de 7.3 grados en La escala de Ritcher azotara la ciudad de Haicheng en 1975 ya avanzado el invierno, Los locales reportaron ver serpientes emergiendo de su hibernación. El extraño comportamiento de los animales fue uno de los hechos que permitieron a Las autoridades Locales transmitir la señal de alarma para salvar a la población de la ciudad.

El 22 de febrero de 1999, las gamuzas —pequeños antílopes parecidos a las cabras- huyeron hacia los valles, desde las montañas de la región del Tirol en Austria; algo que usualmente nunca hacen. Al dia siguiente, una avalancha devastó la villa austríaca de Galtur en el Tirol, llevándose consigo la vida de docenas de personas.

El 28 de febrero de 2001, hubo un informe donde se decía que un número de gatos se había escondido sin razón aparente, 12 horas antes de que un terremoto —que midió 6.8 puntos en la escala Ritcher- golpeara el área de Seattle. Otros se comportaron de una forma ansiosa una o dos horas antes, mientras que algunos perros Ladraban frenéticamente previo al golpe del terremoto. Hasta las cabras y otros animales han mostrado signos evidentes de miedo. Un caso fuerte de sensibilidad animal, que también demuestra la posible existencia del sexto sentido en los animales, ocurrió en el año 2004 en las aguas costeras de la Florida. Catorce tiburones aleta negra electrónicamente monitoreados, fueron observados cuando abandonaban su territorio frente a Sarasota —cosa que no había ocurrido en 4 años de monitoreo- 12 horas antes de que el huracán Charley azotara La región. Ellos permanecieron alejados por otras 2 semanas antes de dirigirse a su hogar.

Sistema de “alerta temprana”:
Desde que el hombre comenzó a domesticar animales, se ha percatado de que éstos poseen un sistema de “alerta temprana” con la que previenen terremotos u otras catástrofes naturales.

Se puede observar, por ejemplo, que las vacas y ovejas no entran en sus corrales, las serpientes salen de sus escondrijos en las rocas, los osos pandas gritan y se sujetan la cabeza cuando perciben alguna inusual variación ambiental. A partir de estos comportamientos los zoólogos de la Universidad de Pekín han desarrollado un sistema de alarma basado en la observación intensa de los yaks tibetanos, los cuales ante una señal de peligro, se tumban en el suelo, estiran las patas y muestran una actitud despreocupada.

Este sistema de prevención parece ser tan efectivo que tras la catástrofe del sudeste asiático, los mandatarios de los países afectados se han unido para crear un sistema de alerta temprana de tsunamis utilizando tanto la última tecnología disponible, como el primitivo sistema de alerta de los animales. Este último ha sido utilizado también durante décadas y de forma efectiva en lugares como el archipiélago indio de Andaman y Nicoba, donde poblaciones de tribus locales perciben el peligro a través de las señales biológicas en los animales como el canto de los pájaros o el cambio en los patrones de conducta de los animales marinos.

De hecho; es tan efectivo que Las tribus isleñas, antes del tsunami, se adentraron en el interior de las islas buscando su seguridad después de percibir dichos cambios en los animales. De este modo no hubo victimas en ninguna de las tribus locales como los jarwas, los shompens o los sentenaleses , tribus que datan del alto paleolítico y del mesolítico, las cuales han venido usando esta técnica de prevención desde entonces y, en esta última catástrofe, con gran efectividad.

Señales naturales para un mundo mejor:
No se puede negar la capacidad de los animales, así como tampoco la importancia que puede tener, y que tiene, la naturaleza en la vida cotidiana del hombre. Es de suma importancia, entonces, instalar un debate que conlleve a abrir una línea de investigación respecto al sexto sentido de los animales. En este sentido la ciencia y la tecnología se deben abocar al estudio de la naturaleza, pero no sólo con una intención dominadora, sino, también, con un afán critico respecto a la sociedad que los seres humanos supimos” construir.

Se debe respetar a la naturaleza, no sólo con la intención de cuidarla sino también con el fin de aprender a mantener la armonía, el equilibrio y la estabilidad de los ecosistemas. La mano del hombre y sus irresponsabilidades, su vanidad, su egoísmo, su insaciable necesidad de acumulación de bienes, entre otras cosas, magnifican y aceleran las catástrofes naturales repercutiendo en la propia humanidad.

La sociedad que construimos está colmada, lamentablemente, de desequilibrios sociales que ocurren día a día. Ya sean muertes provocadas por hambre, por guerras, por enfermedades, por epidemias, en donde la inequitativa distribución de las riquezas económicas y culturales nos demuestra que los hombres tenemos mucho que aprender de la naturaleza. En este caso en particular, la ciencia debe explicar e interpretar el sistema de “alerta temprana” que poseen los animales, lo que contribuiría a evitar grandes pérdidas de vidas humanas ocasionadas por catástrofes naturales. Asimismo, es probable que la comprensión del equilibrio entre los animales y el medio ambiente aporte ciertas señales hacia la construcción de una sociedad más justa y más humana.

Fuente Consultada: Revista ECOLÓGICA Naturaleza-Conservación y Sociedad Nro.:12 Año 3 Autor: Juan Andrés Sarquis
Bibliografía Consultada Para La Nota:
Curtís Helen. Nsue Barnes. 1992. Biología, sexta edición en espaíoL. Editorial Médica Panamericana.
Flores, O y Gérez P. 1989. Conservación en México: Síntesis sobre vertebrados terrestres, vegetación y aso del suelo. INIREB/ Conservatjon international. Xalapa Veracruz México. FonteciLla Carbonell A.I y Moreno Andrade S.U 1998. Relación pobreza-deterioro ambiental: Elementos poro su andlisis. Colección hacia lo sustentabilidad. Universidad Iberoamericana, Golfo Centro. México.
blm, Luis Dado. 1996 Los desastres naturales. Departamento de publicaciones de la DIN
Macias M. 3, Calderón A. Gp Serrat 9 .C. 1996 Desastres y problemas de desarrollo. Diplomado en gestión de la Proteccran Civil. Sistema Verocruzono de Protección Civil, Centro de Investigaciones y Estadios Superiores en antropología Social. México.
Malcolm 5. Gordon. 1974 Fisiología animal. Principio y adaptaciones. Editorial CECSA. México
PNUD. Madrid, 1997 Informe sobre Desarrollo Humano, Programa de las Nociones Unidas paro el Desarrollo, Mundi-Prensa, Madrid.
Purvis A. Y Vector A. 2000 Getting Che meosure of biodiversity. Nature Vol. 405, Macmillan Magazines Ltd. Londres. Ramamuorthy T.P, Ny, E., Lot A., Pal. (Eds.)1993. Biological divo rs ity of Mexico: Origins ond distribotiun. Oxford University preso. New Cork.
Toledo V.M y Ordoíes Ml. 1993 Che bindiversity Scenoro of Mexico: A review of Terrestriul Habituts. En tarnamxorthy IP, Bye 8., Lot A., Pal. (Eds.)1993. Biningical diversi:y of México: Origino and distribution. New York Oxford Unive:sity preso.
Williams L.G, Halffter Gp Escurra E. 1992. Estado de lo biodiversidad en México en Halffter 0. 1992 La diversidad biológica de Iberoamérica. CYTED-D Acta Zoológica Mexicano Volumen Especial.

Fuente Consultada: Revista ECOLÓGICA Naturaleza-Conservación y Sociedad Nro.:12 Año 3

Biografías - Todo Argentina - Maravillas del Mundo - Historia Universal - Juegos Pasatiempo

Sonico Meneame

Si te gusta esta página, votá!

(+) Tips o Sugerencias Sedna

 Autor del Diseño, Mantenimiento y Armado Usando Las Fuentes Consultadas